Elemento Agua

Seguramente todos y cada uno de los seres de este planeta sean conscientes de la importancia de este elemento líquido. La Tierra en su gran partes es agua, nuestro cuerpo también. La necesitamos para sobrevivir. El agua nos limpia, nos purifica, si no, sólo hay que salir fuera un día de verano lluvioso y sentir cómo las gotas frescas caen sobre nuestros rostros delicadamente... Purificador. Es el elemento de las emociones, de los sentimientos, por ella nos sentimos alegres o nos sentimos tristes.

Las emociones fluyen del misma forma que un río, con tramos de corrientes tranquilas y otros de aguas bravas, con acantilados cayendo en cascada, remolinos de sentimientos que alegóricamente navegan por nuestro cuerpo.

La intuición también se rige por el elemento agua. Ella nos muestra la verdad, sea la que esperamos o no, igual que el mágico espejo de la Reina Grimhilde, la malvada reina del cuento de Blancanieves. Sólo hay que dejarse llevar y permitir que la verdad se nos muestre, quizás para aprender de los errores, quizás para seguir avanzando por las lagunas misteriosas del subconsciente y así aprender. Por este motivo los espejos de scrying o los boles estan asociados a este elemento.

También en la literatura este elemento tiene su parte protagonista, sobretodo siglos atrás, cuando lo implícito estaba a la orden del día. Cuando en un poema o una prosa era utilizado el recurso del agua se estaba hablando de sensualidad, de situaciones eróticas que no convenía describir explícitamente, utilizando metáforas sobre fuentes, manantiales, el rocío de las hojas, etc.

En definitiva, el fluir del agua es el que mueve nuestras vidas y nos hace como somos, muchas veces dejándonos llevar o otras nadando contracorriente.


By Nat )O(

Share this: